Las castagnole de carnaval (se pronuncia castañole) son bolitas de masa frita que se suelen preparar en Italia en la época de carnaval. Al igual que otros platos, se hacen de distinta manera según la región y en ocasiones incluso tienen nombres diferentes.
Éstas llevan licor de anís y ralladura de limón, pero se pueden hacer rellenas de crema pastelera, chocolate o ricotta (requesón) y por supuesto se pueden hacer al horno, aunque como mejor quedan es fritas.
Cunden bastante, las cantidades que indicamos aquí son suficientes para sacar una buena bandeja y dejar boquiabierto a amigos y familiares.

INGREDIENTES PARA LAS CASTAGNOLE DE CARNAVAL

200 gr de harina
2 huevos
50 gr de mantequilla
50 gr de azúcar
10 gr de levadura en polvo
2 cucharadas de licor de anís
la ralladura de un limón
una cucharadita de aroma de vainilla
aceite para freír

¿CÓMO SE HACE?

En un bol batimos los huevos y el azúcar junto con el licor, el aroma de vainilla y la ralladura de limón. A continuación añadimos la harina y la levadura ya tamizados, e integramos todo bien. Enseguida notaremos que la textura de la masa es ideal para seguir amasando a mano, y nos ponemos a ello. Pasamos el contenido del bol a la encimera y amasamos durante unos minutos, hasta que no queden grumos e irregularidades en la superficie.

Cuando la tengamos, empezamos a dar forma a nuestras castagnole de carnaval. Cortamos la masa en 5 o 6 trozos y damos a cada uno de ellos una forma más alargada (unos 25 cm), del grosor de un pulgar o poco más. Cortamos unos trocitos de aproximadamente 15 gr cada uno y formamos nuestras bolitas.
No os preocupéis si al principio las castagnole os parecen pequeñas. En cuanto entren en contacto con el aceite van a aumentar de tamaño rápidamente y van a terminar siendo el triple de grandes. Además no queremos que el interior se quede a medio hacer.
Una vez las tengamos listas, las freímos en aceite no demasiado caliente (se queman rápido) y removiendo de vez en cuando para que se hagan de manera uniforme. Aún calentitas, las rebozamos en azúcar y… !A disfrutar!

SALE MEJOR SI… les damos un poco de vidilla echando a la masa el licor que más nos guste. Los que mejor les van son anís, ron o licor de naranja, pero para gustos…

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This